dilluns, de gener 26, 2009

Ni un paso atrás en integración!

Rumí dice que pese a la crisis no se debe dar "ni un paso atrás en integración"
Berlín, 26 ene (EFE).- La secretaria de Estado de Inmigración y Emigración, Consuelo Rumí, aseguró hoy en Berlín, que pese a la actual crisis económica mundial, España "no debe dar ni un paso atrás en integración" y que, si cabe, es incluso más necesario que antes poner en marcha nuevos programas.
Durante un simposio internacional celebrado por el Ministerio de Economía alemán sobre integración, empleo y movilidad social, destacó que los receptores de las ayudas del Gobierno ante la crisis son la "población en su conjunto", sin distinción de procedencia, al igual que los programas de formación destinados a desempleados.
"A largo plazo la situación en España es compleja como en todos los países de la Unión Europea", afirmó Rumí, quien apuntó que pese a que España tiene un porcentaje de población extranjera del 10 por ciento, igual que otras naciones europeas, la llegada de inmigrantes se ha producido en un "corto periodo de tiempo".

Explicó que como "todo fenómeno nuevo", la inmigración puede generar "desconfianza y recelo" y lamentó que en un principio fuera "utilizado desde la política para enfrentar".

"Llevamos años esforzándonos por desmantelar creencias falsas como la de que los inmigrantes vienen a quitar empleo a los españoles", afirmó Rumí.

En su opinión, es importante que se valore la riqueza que esas personas aportan a cada país y subrayó que los procesos de integración requieren un esfuerzo tanto por parte del inmigrante como de la sociedad de acogida.
Según Rumí, el modelo de integración español, puesto en marcha hace cuatro años pasa por la igualdad de oportunidades y por la multiculturalidad y se sigue actualizando de forma constante puesto que algunas medidas aplicadas hoy "puede que mañana no sirvan".

En su opinión, la integración de los inmigrantes es un "reto crucial" que requiere una "tarea conjunta de responsabilidad" de las autoridades, los interlocutores sociales y la sociedad civil.
Según Rumí, la rapidez en la evolución de la presencia de inmigrantes en España está suponiendo un reto para los servicios públicos por lo que mantener su buen funcionamiento es "clave" para que la integración de esos ciudadanos sea "exitosa".

Por su parte, la canciller alemana, Angela Merkel, destacó durante la conferencia el gran potencial de los ciudadanos extranjeros, que "ningún país puede dejar perder", y elogió a los inmigrantes que ya trabajan "en y para" Alemania.

Insistió en la importancia que el Gobierno de la gran coalición confiere a la educación, también desde la perspectiva de la integración a una edad temprana, y sostuvo que invertir en ese ámbito es la "clave para mantener el bienestar" de Alemania en los próximos años.

El secretario general de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), Ángel Gurría, insistió en que la integración es "indispensable" y "más vital que nunca" dada la actual crisis financiera.

"Algunos inmigrantes volverán a sus países pero los más recientes tenderán a quedarse en sus países de acogida puesto que en sus lugares de origen las cosas no están mucho mejor", apuntó.
Marta Rodríguez.

1 comentari:

Jéssi ha dit...

el poder polític sempre ha difós la informació per afavorir els seus interessos; una de les seves taques ha estat crear racisme en la població per tal de poder justificar o legalitzar els seus interessos. En conseqüència, hem pensat que tota la polèmica sobre que els immigrants gaudeixen de més recursos, ens treuen el llocs de feina (l’Estat distribueix aquests recursos) ha estat un altre mecanisme d’aquest per continuar institucionalitzant el racisme.
El racisme com a fenomen a existit sempre des de els primers homes en el planeta terra. En totes les cultures han hagut grups de poder que controlen l’economia, controlen el poder, controlen la cultura, controlen el benestar i sotmeten a les grans majories que no tenen res.


Jéssica López